CAMINANTE NO HAY CAMINO
SE HACE CAMINO AL ANDAR

La hermanita Zussel, de nacionalidad peruana dando su servicio misionero en El Salvador “El pulgarcito de América”; nos comparte un poco de su experiencia de misión en este querido país. Experiencia marcada por el coraje y la valentía, el entusiasmo y la alegría de los y las jóvenes

Acompañando a nuev@s buscador@s :

"Qué bella experiencia es la que estoy viviendo este año y que me permite encuentrarme con rostros frescos, juveniles. Chicos y chicas que a su corta edad se van interrogando a cerca de lo que Dios quiere para sus vidas.



Voy haciendo camino junto a Lourdes en un “proyecto de amor” que está basado en encuentros de búsqueda de la voluntad de Dios, a los cuales hemos titulado “Encuentros de orientación de vida”.

Una vida que solo tiene su sentido precisamente en el amor. Y en esta etapa de la juventud uno tiene tantos deseos, sueños e ilusiones…



Con coraje y valentía, entusiasmo y alegria estos jóvenes se han puesto la mochila en el hombro y han decidido ponerse a caminar pues sólo así se hace camino… ¡sólo así se llega a encontrar la verdadera felicidad!

Me han contagiado sus búsquedas. Me parece los comienzos de las mías. Pasito a paso l@s voy viendo caminar y me sorprende lo mucho que se empeñan por no detenerse en el camino, sino continuar a seguir.

Allí vamos junto con el gran apoyo en los encuentros, de otra de nuestras hermanas, Annalisa. Intentamos despertar ilusiones que a lo mejor se han dormido con el pasar del tiempo o incluso pueden haber corrido el riesgo de perderse, y a la vez haciendo gustar de la Palabra, del silencio, de la oración y del compartir.
Gracias Señor, por cada joven que ha decidido ponerse a caminar sin miedo y con transparencia. Gracias porque en la escucha de sus vidas vemos pasar tu mano providente y misericordiosa. Ayúdanos a ser verdaderos instrumentos de tu amor para que descubran cuánto l@s amas y así puedan dar una respuesta sincera al proyecto que les tienes preparado para sus vidas.